Encuentra mas

anuncio

31/10/2010

Las pizzas en la muerte de la fiscal Gisssel

Por Robert Vargas
Fuente: Ciudadoriental.com

Santo Domingo Este.- Al rompecabezas en que se ha convertido la muerte, por un balazo, de la fiscal adjunta Gissel Odalís Reyes Pérez, hija de la ex regidora Milagros Díaz, parece que aún le faltan algunas piezas para poder armarlo definitivamente.

Ahora ha regresado al escenario la parte que tiene que ver con las pizzas que Reyes Pérez y el sargento Augusto Luciano Familia fueron a comprar la trágica noche.
Ocurre que Juan Carlos Aquino Mesa, uno de los presuntos y confesos asaltantes, le ha declarado a las autoridades que cuando él y su compinche Pedro Julio Ortega intentaron asaltar a Gissel y al sargento Luciano este "soltó las pizzas", y caminaba "hacia atrás cuando cayó" de espaldas.
Veamos ese detalle tan simple.

El sargento "soltó las pizzas" y comenzó a disparar.

En el tiroteo cayó mortalmente herida la fiscal Gissel, ahí mismo, junto a las pizzas, sobre la hierba. Todos los casquillos recogidos por los investigadores estaban exactamente frente al lugar donde cayó Gissel, de donde fue levantada poco después.

Sin embargo, las dos cajas de pizzas fueron llevadas intactas y calientitas a la casa de Milagros Díaz, la madre de Gissel, por el suboficial Luciano.


O sea, que tras "soltar las pizzas", Luciano se batió a tiros con los presuntos asaltantes, hirió a uno de ellos, no se dio cuenta que Gissel estaba al lado suyo, ya cadáver, recogió las pizzas y caminó hasta la residencia de Milagros (unos 150 metros); llegó entregó las dos pizzas jugosas y preguntó por Gissel.

Ciudadoriental.com vio las dos cajas limpias. La caja de abajo contenía una pizza familiar completa, intacta, y a la de arriba le faltaban dos pedazos, quizás tres.

¿Cómo es que Luciano "soltó las pizzas", las cajas ni se ensuciaron al caer al piso, ni se desparramó su contenido, y que el hombre vio las cajas, pero no el cadáver de Gissel?
El sargento Luciano (sargento porque no ha sido cancelado) y el presunto asaltante Ortega, son sanjuaneros.

Pero algo que resulta interesante es que los dos supuestos asaltantes salieron a cometer un asalto caminando, sin vehículos. O sea, se exponían a ser linchados por el vecindario en caso de que fueran descubiertos. Aquí hay cosas que no concuerdan. Como que faltan piezas. ¿Estaba alguien esperandolos cerca?

Habría que investigar si algunos de estos presuntos asaltantes estaban presos y, si esto resultara positivo, conocer cuándo salieron de prisión y bajo cuales circunstancias.


La profesora Milagros Díaz tiene razón al dudar de todo. Hay que ir más allá de lo que se ve a simple vista.

Recordemos que aquí la Policía libera a criminales para que salgan a cometer otros crimenes. El caso del senador perredeísta nos llega a la memoria.

Además de que resulta demasiado extraño que el patólogo Sergio sarita Valdéz se destapara diciendo que la bala tiene fisuras, cuando fiscales que participaron en la autopsia dicen que esta estaba "entera" cuando la sacaron del cuerpo de la magistrada.

Aquí como que algo no está claro.
NOTICIA RELACIONADA HACER CLICK AQUI:
http://www.vidadominicana.com/index.php?option=com_content&view=article&id=3446:qmi-hija-ahi-se-va-parte-de-mi-vidaq-milagros-diaz-ante-el-cadaver-de-gissel-&catid=45:poder-judicial&Itemid=163

No hay comentarios.:

Publicar un comentario


_______________________________________
| Comente su opinión sobre el contenido mostrado |
NECESITA UNA CUENTA DE GOOGLE PARA COMENTAR
(sea respetuos@)

anuncio